Recomendaciones para practicar deporte en verano

Pareja practicando Paddle Surf

Las vacaciones de verano son, por lógica, una de las épocas del año en la que disponemos de más tiempo libre, que podemos aprovechar para practicar ejercicio, ya que la climatología es más benigna, los días más largos y el estado de ánimo es más propicio. No obstante, para la práctica de actividad física durante el periodo estival, hay una serie de recomendaciones que es conveniente tener en cuenta:

  • Los momentos del día más adecuada para la realización de ejercicio son o antes de las 10 de la mañana o después de las 7 de la tarde, ya que, de este modo, evitaremos las horas en que la temperatura es más elevada.
  • Hay que vestir prendas deportivas cómodas, no muy ajustadas y de colores claros, con el fin de evitar la concentración de calor en el cuerpo.
  • Hay que hidratarse permanentemente, antes, durante y después de la actividad física, para evitar el riesgo de deshidratación.
  • Evitar actividad de resistencia o que implique recorrer grandes distancias; es más recomendable optar por ejercicios de fuerza como sentadillas, abdominales o flexiones, que pueden realizarse en espacios con sombra.
  • La pauta de actividad física más recomendable es dos o tres veces por semana. Posteriormente, se puede ir aumentando la duración de la misma de manera paulatina.
  • Hacer deporte en compañía de otra persona es más seguro y también puede resultar más divertido.
  • La suplementación de nutrición deportiva va a contribuir a que nuestro organismo recupere de forma rápida y equilibrada todos los nutrientes que pueda perder durante la actividad física.

En resumen, el verano es una época perfecta para practicar deporte, pero debemos evitar a toda costa la deshidratación y sus síntomas como mareos, calambres, náuseas o vómitos. En todo caso, si nos enfrentásemos a alguno de ellos, lo más recomendable es detener la actividad física, buscar una zona al resguardo del sol y beber agua.